Instan-taneas de Macau. Macau

Ellos se conocen desde hace muchos años. Sufrieron el dominio portugués desde chiquitos y se criaron en calles que, hoy en día, siguen empezando con Rua de… Asumo entienden el idioma. Aunque seguramente lo nieguen y si alguien los saludase al ritmo del “Bom dia”, ellos moverían la cabeza de un lado al otro, negando el conocimiento de las palabras.

Instan-tanea de Macau

Sin importar si el calendario se posa antes o después de 1999, ellos siempre se juntaron (y juntarán) en esa mesa. Pidieron y pediran esa jarra de té milenario y compartieron, y compartiran, sus hazañas, miedos, risas y llantos.

Cuando a él le avisaron que iba a ser papá por primera vez, lo primero que hizo fue correr a esa esquina, sentarse en esa mesa y esperar a su amigo, compañero fiel e incondicional. Les trajeron el té y lo sirvieron en sus tazas. Entonces él sonrió y contó, con lágrimas en sus ojos, que iba a tener un hijo. No se abrazaron, porque por estos lados esas cosas no son usuales. Se miraron firme a los ojos y bebieron, expresando cuan felices estaban, remarcando que esa amistad iba a ser para siempre.

Cuando falleció la mamá de él, se encerró en su habitación dejando caer las lágrimas sobre la alfombra. Mientras, había una silla vacía en la mesa, pero él lo iba a esperar cuanto tiempo hiciera falta. Sabía que si no estaba ahí, por algo era. Cuando las lágrimas se secaron, se puso sus gafas y caminó paciente y desganadamente hasta la esquina. Se sentó. Bebió un sorbo de té y, entre nuevas lágrimas, contó que su mamá, esa que no había podido ver un Macau independiente y siempre estuvo envuelta en affaires con militares portugueses, se había ido de este mundo. Él agachó su cabeza e intentó ocultar las lágrimas. Quería mostrarse fuerte frente a su amigo. Quería ser un estandarte para él. Un pilar. Entonces agarró la jarra de té y rellenó las tazas. Se miraron firme a los ojos y bebieron, expresando cuan tristes estaban, remarcando que esa amistad iba a ser para siempre.

El día avanza y la noche reemplaza al día, mientras ellos siguen sentados en la misma mesa. Despues de la decimooctava jarra de té, deciden que es momento de emprender el retorno a su (segunda) casa. La cena los espera. Seguramente vean algo de televisión y jueguen con sus hijos y nietos. Cuando el reloj empiece la cuenta regresiva hacia la medianoche, se van a ir a dormir, pensando que al otro día hay una silla que los espera. En esa mesa. En esa esquina. En esa ciudad que mezcla el idioma portugués y chino. En esa ciudad llena de historias felices y tristes, con un pasado europeo y un futuro prometedor. Entonces, en algún momento del día, se miraran firme a los ojos y beberan, expresando sus sentimientos, remarcando que esa amistad va a ser para siempre.

Una Vuelta por el Universo. Instan-tanea de Macau. Macau

Hola! Mi nombre es Luciano y soy el creador de Una Vuelta por el Universo y Just DOxIT. Me considero un Ingeniero nómade. Me fui de casa hace ya mas de 4 años y todavía me queda mucha mas ruta por recorrer. Venis conmigo?

Leave a reply:

Your email address will not be published.

catorce + veinte =

Sliding Sidebar

Acerca de mi

Acerca de mi

Hola! Mi nombre es Luciano y soy el creador de Una Vuelta por el Universo. Me considero un Ingeniero nómade. Me fui de casa hace ya mas de 4 años y todavía me queda mucha mas ruta por recorrer. Venis conmigo?