Instan-taneas de Thakek, Laos

Siempre me fascino ir a la cancha. Platea o popular, es uno de esos rituales que tengo con mi papa. Almorzamos temprano, nos cambiamos, preguntamos si tenemos plata y confesamos en que media la escondimos. Preguntamos que auto llevamos y quien maneja. Mi mama nos saluda, nos desea suerte y varias horas antes que empiece el partido arrancamos para La Bombonera. No importa que lleguemos temprano, es parte del rito sabes?
12065662_10154210075724409_2003658258401727488_n

Dejamos el auto en el mismo lugar, abajo del mismo arco y le decimos las mismas palabra al que nos cobra el ticket. Y tambien al nene que nos pide una moneda. A veces comemos algo, a veces no. No puedo contar el menu porque mi papa no quiere que mi mama se entere. Siempre a su izquierda, esperamos ansiosos el partido, hablando de temas que solo se hablan en esas circunstancias.

Fue uno de esos dias que mi viejo me conto acerca de una persona que nos hizo famosos a los argentinos. Segun el, hace varios años, fueras donde fueras, decir su nombre era la palabra magica. No importaba si fuera Polonia, Finlandia o Myanmar. Yo le creia porque era esa persona la que, cuando aparecia en su palco y saludaba cual Papa a sus seguidores, hacia que La Bombonera latiera un poquito mas, coreando su nombre. Se escuchaba algo asi como “Maradoooooo Maradoooooo”. Siempre despues que pasara esto (lo cual era muy seguido) y cuando el ruido no era tan ensordecedor, mi viejo me contaba esta historia, y su piel se erizaba. Me decia que a un argentino le hacia falta 8 letras para decir de donde era. O 4. Maradona. o D10S.

El tiempo paso y nosotros seguimos yendo juntos a la cancha (nunca fui sin el y nunca lo hare). La presencia de esta persona en los palcos dejo de ser tan frecuente. Bueno, todos sabemos que su vida es algo… Polemica. Cuando aparecia, el efecto era el mismo. Paralelamente, primero en Rosario y mas tarde en Barcelona, aparecia una pulga que se le dio por jugar al futbol. Y que bien que lo hace. Que se mueve para aca, que se mueve para alla, que pasa a uno, que pasa a otro, que hace 3, 4 o 5 goles.

Somos argentinos y nos gusta comparar, vio. Entonces nos transformamos en expertos y empezamos a exponer quien era mejor. Si el 10 que hacia latir La Bombonera o el 10 que hacia aplaudir al Camp Nou. Mi viejo, siempre lapidario y en esas tardes de cancha, banco a su 10. “Nunca va a haber nadie como el. Vos no sabes las cosas que hacia en Napoli. Yo iba a la cancha de Argentinos solo para verlo hacer jueguito”. Segundos despues miraba a un costado y le decia al que tenia al lado: “Que me vienen a hablar de este rosarino, Maradona es Maradona viejo, y hay uno solo”. Yo escuchaba, atentamente y con envidia. Envidia de algun dia poder ver lo que mi viejo vio.

Años despues, lejos de America y Europa, la gente me pregunta de donde soy. Le respondo Argentina, pronunciandolo al estilo español y al estilo ingles. Me miran. Me siguen mirando. Saco mi As bajo la manga. “Do you know Messi?” “Messiiiii Argentinaaaa”
Si no me crees preguntale a este chiquito que miraba al horizonte, con el cuerpo en Laos y la mente en Argentina.

Una Vuelta por el Universo Instan-taneas de Thakek. Laos

Hola! Mi nombre es Luciano y soy el creador de Una Vuelta por el Universo y Just DOxIT. Me considero un Ingeniero nómade. Me fui de casa hace ya mas de 4 años y todavía me queda mucha mas ruta por recorrer. Venis conmigo?

Leave a reply:

Your email address will not be published.

tres × 4 =

Sliding Sidebar

Acerca de mi

Acerca de mi

Hola! Mi nombre es Luciano y soy el creador de Una Vuelta por el Universo. Me considero un Ingeniero nómade. Me fui de casa hace ya mas de 4 años y todavía me queda mucha mas ruta por recorrer. Venis conmigo?

Proyecto iTravel

Viajando, mezclo mis dos pasiones. Recorrer el mundo y ser Ingeniero en Informatica. Como? Mira 👉🏼 iTravel...